Estudio Bíblico

Inicio > Estudio
Ministerio Reyes y Sacerdotes - Guatemala

Maravillosa Gracia (1).



MARAVILLOSA GRACIA (1).



Efe 1:1-2.
La Palabra dice de nosotros, que en Cristo somos santos y fieles, y que en El tenemos gracia y paz.
¿Qué significa eso para nosotros hoy?


Santos.
Pertenecientes al Señor, familia propiedad de Dios.
Fuimos comprados en el mercado de esclavos del diablo para ser hechos hijos de Dios.
El énfasis no esta en nuestra conducta personal sino en la bondad de Dios para con nosotros que nos escogió, nos amo y nos redimió para que fuéramos Sus hijos.


Fieles.
No se refiere a consagración sino hace énfasis en el estilo de vida particular de los hijos de Dios.
Significa tener al Señor como la máxima prioridad en nuestras vidas, prioridad que se manifiesta en la decisión, convicción, esfuerzo y acción de vivir de conformidad con lo que le agrada a Nuestro Padre no como algo mas en nuestra vida sino como lo mas importante de nuestra vida.
De ello es consecuencia la consagración.


En Cristo Jesús.
El ser santos y fieles, si bien requiere nuestra decisión y nuestra participación activa, lo que implica un esfuerzo personal, no es, principalmente, el resultado de ese esfuerzo y bondad personal sino el resultado de estar en Cristo.
Todo en nuestras vidas como creyentes (incluida la decisión y el esfuerzo personal implicado en ello), lo queramos reconocer o no, depende de nuestra relación con Cristo y del propósito redentor de Dios, no de nosotros mismos (si dependiera de nosotros --no implica que no tengamos alguna participación: he trabajado mas que todos, pero no yo sino la gracia de Dios conmigo, 1 Cor 15:10-- en vano hubiera venido Cristo).
Sea lo que sea que seamos, sea lo que sea que hagamos, sean cuales sean nuestras esperanzas para el futuro, todo depende y esta determinado por nuestra relación personal con Cristo.


Gracia.
Favor inmerecido de Dios para con nosotros que nos es otorgado en Cristo y por Cristo.
Nuestra justificación, salvación y redención solo es posible por la gracia de Dios. “Por gracia somos salvos por medio de la fe, y esto no de nosotros (la fe) pues es un don de Dios, no por nuestras propias obras (que delante del Señor son como trapos de inmundicia) para que nadie se glorié” (Efe 2:8-9).
La gracia de Dios solo puede ser entendida considerando dos contextos y/o situaciones: la primera es nuestra vida antes de ser salvos, y la segunda, la iniquidad y lo engañoso de nuestro corazón hoy (Jer 17:9)
Pero de la gracia de Dios no solo depende nuestra salvación sino todo lo bueno y agradable que hacemos delante de Dios y todo lo que recibimos de lo alto (Efe 2:10)- No solo somos salvos por gracia sino que cada día que vivimos y todo lo que hacemos es por la gracia de Dios- Por la gracia de Dios somos lo que somos y hacemos lo que hacemos (1 Cor 15:10).
Nada tenemos o podemos que no nos haya sido dado del cielo (Jn 3:27).


Paz.
Es un resultado práctico de la salvación y de la experiencia del amor de Dios hacia nosotros.
Describe la inexistencia de hostilidad de Dios hacia nosotros por efecto de haber reconocido nuestra salvación en Cristo y Su Señorío en nuestra vida. Es una falta de hostilidad como la que en situaciones normales, no debería existir entre un padre y su hijo pequeñito.
Ya no hay ninguna posibilidad de que en algún momento exista hostilidad entre Dios y nosotros, sus hijos. Dios no esta ni estará contra nosotros sino en favor de nosotros (no es que tal vez alguna vez o en algunas situaciones pudiera estar contra nosotros; es que nunca Dios va a estar contra nosotros (Rom 8:28-35).
La paz describe que Dios nos ha atraído hacia si mismo y hacia nuestros hermanos en la familia de Dios, y aun hacia los pecadores, pagando y derribando en Cristo cualquier obstáculo para esa unidad (pecado).


Efe 1:3-8.
 Nos escogió desde antes de la fundación del mundo.
 Nos conoció implica que el sabía de antemano nuestro pasado, presente y futuro.
 A pesar de ello, nos predestinó, nos llamó, nos justificó, nos glorificó.
 Pero no solo ello, nos bendijo con toda bendición espiritual.
 Todo ello lo hizo para que fuéramos santos y sin mancha delante de El.
 Además nos predestinó para ser adoptados hijos suyos por medio de Cristo
 Ello implicó que nos hizo sus herederos (Efe 1:11), coherederos con Cristo.
 Como garantía de todo lo anterior y la esperanza que tenemos para el futuro, El nos selló con el Espíritu Santo (Efe 1:13), que es la garantía de que lo que El inició en nosotros lo concluirá (Fil 1:6) hasta alcanzar la plenitud de Su redención.
 Nos hizo aceptables en Cristo a pesar de nuestros pecados pasados, presente y futuros y la iniquidad que aún permanece en nuestros corazones. Somos aceptados en Cristo, por estar en Cristo, no por nuestras propias condiciones (nuestras justicias, buenas obras, cualidades, si es que las tenemos, son delante de Su Magnífica Santidad, como trapos de inmundicia)
 Todo lo hizo según el puro afecto de su voluntad, por amor. No porque en nosotros hubiera algún merecimiento, sino todo lo contrario, porque éramos lo vil, lo débil, lo necio, lo menospreciado, lo peor del mundo.
 Y todo lo hizo para alabanza de la gloria de su gracia.


Necesitamos vivir en Su amor, en Su gracia, todos los días de nuestra vida, en todo momento.
 Efe 2:10: es por Su gracia que podemos hacer algunas cosas buenas, porque fuimos creados en Cristo Jesús para buenas obras que El preparo de antemano para que anduviéramos en ellas.
 Jer 29:11: El, por Su gracia para con nosotros, diseñó nuestra vida para que avanzáramos cada día al cumplimiento de Sus planes de bien. no de mal para que tengamos un futuro y una esperanza.
 Prov 4:18: El, por Su gracia diseñó nuestra vida para que sea como la luz de la aurora y que vaya en aumento de día en día.
 Si todo es por Su gracia, ¿Dónde queda la arrogancia, la jactancia, la vanidad, el orgullo, la soberbia, la presunción? No hay lugar para ellas, solo para un corazón rendido y agradecido a El que es Quien todo lo llena en todo y por Quién vivimos, nos movemos y somos.


20 Ene 2012
Referencia: Amor del Padre.