Estudio Bíblico

Inicio > Estudio
Ministerio Reyes y Sacerdotes - Guatemala

Los emprendedores y Dios.



Los emprendedores y Dios.
Artículo de PhD Julio Zelaya publicado en la página web de la Revista Estrategia y Negocios el 4 de octubre.


¿Existen estudios que vinculen el emprendimiento a Dios –y por ende comportamientos específicos? En el 2004, un estudio de 44 emprendedores de Brooklyn en Estados Unidos encontró que la religiosidad (definida como práctica activa de una religión) estaba positivamente correlacionada con ambición personal e innovación.


Un estudio de 1985 que estudió japoneses-americanos de primera generación encontró un vínculo entre auto-empleo y tradición familiar religiosa y participación. Estos estudios, aunque pequeños en las muestras estudiadas, apuntan a un área poco explorada en la investigación: ¿Cómo son los emprendedores y su relación con Dios? (Hago la aclaración que en estos estudios se incluyen todas las religiones principales y podríamos argüir que una religión no necesariamente implica una relación con Dios, pero es así como se operacionalizan los estudios).

El estudio más reciente sobre el tema arroja hallazgos fascinantes. Publicado en la edición de Octubre 2013 de Harvard Business Review, los profesores Mitchell J. Neubert y tres colegas de Baylor University concluyen que “los emprendedores se sienten más cercanos a Dios que el resto de la población”.

Luego de examinar datos de una encuesta de más de 1,714 adultos de Estados Unidos, Neubert y sus colegas encontraron que los emprendedores son más “religiosos” en un par de pequeñas –pero estadísticamente representativas formas. Oran más – varias veces a la semana, en promedio y son más propensos a creer en un Dios más cercano, que responde, que tiene interés en ellos(as).
En otras medidas, como afiliación a una congregación, creencia en Dios y participación en servicios, los emprendedores son tan religiosos como el resto de la población. Casi 9 de cada 10 se consideran miembros de una religión, asisten a la iglesia de forma mensual y dos tercios afirman que Dios existe.

¿Porqué creen los autores que los emprendedores buscan más de Dios? Aunque es un juicio de valor el que hacen los autores, sugieren que “quizá la presión de empezar y correr con un negocio para poner comida en la mesa aumenta la búsqueda espiritual”. Adicionalmente, “están expuestos a más incertidumbre y riesgo que los demás, por lo que quizá sienten una mayor necesidad de orar”.
Los emprendedores, en palabras de los autores “al tener individualismo y autonomía asociados a empezar un negocio tienen una idea de tener una relación más directa y personal con Dios”.

¿Qué implicaciones existen para las organizaciones en general? Los hallazgos indican que las personas que manifiestan tener creencias religiosas son más comprometidos y más emprendedores en el trabajo. Aunque los hallazgos son apenas incipientes, los autores coinciden en que puede ser beneficioso potencializar formas de espiritualidad, dentro de un marco de respeto e inclusión. Es común para los líderes empresariales ignorar, criticar o desincentivar prácticas espirituales en el trabajo. Sin embargo, podría ser una oportunidad perdida de obtener una fuente significativa de compromiso y dedicación.
¿Qué es Dios para los emprendedores? ¿Qué es para usted? Sin duda, aplicar la sabiduría de la Biblia en Colosenses 3,23, “Y todo lo que hagáis, hacedlo de corazón, como para el Señor y no para los hombres” daría grandes cambios en la forma de hacer negocios. Ver mi emprendimiento como un llamado superior y a cada persona con la que interactúo una oportunidad de cumplir mi propósito, sin duda haría que las estadísticas de éxito cambiaran. ¿Es su negocio su sustento o una misión de vida?

¿Qué está haciendo hoy por alcanzar sus sueños y ser la mejor versión de sí mismo?

Julio Zelaya, PhD
jzelaya@thelearningroup.com

07 Oct 2013
Referencia: Emprendedores.