Estudio Bíblico

Inicio > Estudio
Ministerio Reyes y Sacerdotes - Guatemala

Profetas y falsos profetas



LO PROFETICO.
Siempre tiene que ver con la expresión de la voluntad de Dios para nosotros, nuestra familia, nuestra iglesia, nuestra nación, ello implica, hacer visible lo que había estado invisible (Efe 1:9-10).
Tiene que ver con la iglesia y su protagonismo directo en la transformación de las ciudades y el establecimiento del Reino de Dios de tal manera que la iglesia regrese al propósito y diseño de Dios: apostólica, conquistadora, sobrenatural, transformadora, paternal, etc. (Hch 3:21).



DON, MINISTERIO Y OFICIO PROFÉTICO.

La unción profética (carácter u operación, don, ministerio u oficio) trae la revelación de la voluntad de Dios para nuestras vidas no solo a través de una palabra o manifestación personal sino corporativa

Don de profecía (Espíritu Santo)(1 Cor 14:1-5) profecía operacional.
* Inspiración divina para traer una revelación dada en el momento (1 Cor 14:29-32, Hch 27:10-11, 2 Ped 1:21).
* Su meta es animar, edificar consolar a las personas.
* Cada una de esas características revelará a Dios a través de los hechos de nuestras vidas.
* No da directrices, no es para corregir.
* Se manifiesta en cualquier persona con sensibilidad y disposición.

Ministerio profético.
* Está relacionado con la iglesia y con la dirección que llevamos.
* Trae la perspectiva (visión, panorama, expectativa, punto de vista) de Dios.
* Libera la visión y el llamado, y tiene un importancia crucial en tiempos de problemas.
* Coloca una mano en el pasado y otra en el futuro para ayudarnos a darle sentido a lo que estamos atravesando.
* Esta perspectiva enciende la fe y la esperanza y nos da la energía para luchar y avanzar.
* Oficio del profeta (Jer 1:8-10, Isa 6:5-9, Efe 4:11-16).
* Activa el ministerio profético en la iglesia local.
* Hablará a las iglesias, ciudades, regiones y naciones.
* Sus palabras serán escuchadas por todos los que están en autoridad.
* Investirán a la iglesia con una fe sobrenatural.



EL PROFETA (AMOS 3:7).
Primero siervos, después profetas (Mar 10:42-45, Mat 20:25-28).
¿Que los motiva?
* El salario (beneficio, utilidad, conveniencia) o la justicia (amor y confianza en Dios).
* El verdadero profeta es motivado por la justicia.
No es del que quiere ni del corre sino de Dios que tiene misericordia (Rom 9:16). No es autonombrado, es levantado por Dios y reconocido por otros ministros maduros y experimentados en el Señor.
Su puesto es de servidor, siervo. Cuando tiene el corazón de siervo no importa el título, importa ser efectivo.
* Efectividad: no es hacer mucho o poco, es hacer lo que Dios le mandó a hacer; si no es mucho, no importa.



LA PREPARACIÓN DEL PROFETA.
Aprende por revelación, por humillación, por trituración y por pulverización. La preparación y los métodos de la preparación no dependen de Dios, dependen de sus respuestas a lo que Dios quiere enseñarle, transformarle, etc.
Profeta: carro de Israel (vehículo) -> debe ser probado en la sobrenaturalidad (expuesto a situaciones extremas).
* La cueva donde se fué a meter Elías después de la amenaza de Jezabel:
* Equivale a los dones sin carácter.
* La falta de carácter puede echar a perder el don.
* Por eso es necesaria la preparación y la formación permanente.
* La cueva (los problemas, las circunstancias negativas y/o difíciles, el rechazo, la persecución, etc.) es la escuela de la formación profética.



CARACTERÍSTICAS DE LA PERSONALIDAD PROFETICA.
Necesidad de expresar pensamientos e ideas verbal y espiritualmente con referencia a lo correcto y a lo incorrecto (Hch 2:22-23).
Para ellos no existen áreas grises, odian lo malo y tienen y manifiestan sin ninguna reserva, creencias y convicciones estrictas y rígidas.
Hablan con valentía y/o mucha franqueza (no se andan por las ramas), como Pablo cuando reprendió a Pedro.
Problemas: pueden manifestar una franqueza tan fuerte que parezca grosería, inflexibilidad extrema, tener áreas ciegas que al estar concentrados en los problemas externos no vean en sí mismos, pueden ser autocríticos excesivos, corregir indiscriminadamente y perciben más lo negativo que lo positivo. En todas las áres de su vida necesitan ser balanceados entre la vrdad y la misericordia, entre el ceo por las cosas de Dios y el amor.



EVIDENCIAS ESPIRITUALES DEL OFICIO PROFÉTICO.
* Sensibilidad espiritual.
* Pasión por levantar al caído y animar al desanimado.
* A menudo es usado por Dios para dar palabras proféticas personales.
* Las profecías que se dan se cumplen (Num 23:19).
* Gran pasión por lo sobrenatural.
* Manifestación en su actividad de milagros, sanidades, prodigios, etc. (Elías y Eliseo).
* Sin temor a confrontar los sistemas humanos: religiosos, gubernamentales, económicos, etc. Jer 1:10).
* Retan a establecer el Reino de Dios.



EL ALMA DEL PROFETA.
* Expuestos al rechazo.
* Usualmente no solo ve con los ojos de Dios sino siente el dolor del corazón de Dios.
* Frecuentemente son criticados por falta de tolerancia, fanatismo, poca diplomacia, etc.
* El verdadero profeta tiene amor y compasión por las personas.


LIMITES DEL OFICIO PROFÉTICO: VIVIR BAJO AUTORIDAD.
Necesidad de vivir y someterse a la autoridad (si no viven así cambian la voluntad de Dios por su propia voluntad y terminan haciendo no la voluntad de Dios sino su propia voluntad)(Mat 7:21-23).
Deben, y necesitan, tener una confirmación del llamado de Dios por otros ministros reconocidos: el ministerio profético es un ministerio eclesiástico que está dentro de la iglesia y para la iglesia (Rom 13:1) y debe someterse a otros en el temor del Señor (Efe 5:21).
1 Cor 14:32: los espíritus de los profetas están sujetos a los profetas, lo que implica que los profetas no están manejados por el don sino por el Espíritu Santo.
* Aprender a sujetar su área emocional, a controlar sus emociones.
* Lo dramático no puede tomar preeminencia sobre la Palabra.
El profeta necesita también un corazón pastoral, necesita conocer el corazón de la iglesia.
La función profética es levantar a otros, que otros puedan alcanzar el propósito, la manifestación y la plenitud de Dios en su vida, aunque ellos mismos no la alcancen.
* Jesús se despojó de su gloria, vino a dar, no para recibir (Fil 2:5-8, Mar 10:42-45).
Acostumbrarse a vivir siendo juzgados pues toda profecía debe ser juzgada (1 Cor 14:29).



PROBLEMAS EN EL OFICIO PROFETICO.

Del lado de la Iglesia, el liderazgo y los profetas: 1 Tes 5:19-20.
La falta de conocimiento y de práctica no puede extinguir el don de Dios.
El que haya profetas inmaduros, profetas que cometan errores y falsos profetas no es un motivo suficiente para restringir la manifestación del don.
De la misma manera que para prevenir el incendio de su casa usted no destruye la casa sino toma medidas para prevenirlo, de la misma manera se debe hacer con la manifestación de los dones: tomar medidas para prevenir el mal uso, pero no restringir su manifestación.

Del lado de los creyentes: Rom 8:14.
Los profetas no son los adivinos, ni los tiradores de carta de Dios. No podemos acudir a ellos a buscar lo que tenemos que encontrar delante de la presencia de Dios en comunión e intimidad.
Los hijos de Dios somos guiados por Su Espíritu no por los profetas ni las profecías (Rom 8:14). Las profecías pueden ser, y de hecho son, un instrumento de Dios para confirmar la dirección que El nos está dando personalmente, o para darnos una nueva dirección, pero, en todo caso, al considerarla, ella no sustituye en ninguna forma, la dirección personal de Dios a nuestras vidas.



CAUSAS DEL RECHAZO AL OFICIO PROFETICO.
Inmadurez: falta de sabiduría para dar o para recibir el mensaje.
Profetas independientes, no sujetos (Efe 5:21, Ecle 15:8, 1 Cor 14:29, 32).
Autodenominados profetas: inmadurez, auto-exaltación.
Falsos profetas: motivaciones incorrectas (dinero, fama, reconocimiento, posiciones, etc.). Ello implica usar a las personas para sus fines personales.
Todo profeta que enseña la verdad pero no practica lo que predica está en peligro de convertirse en un falso profeta.


TRES FUENTES DE PALABRAS.
* El Espíritu Santo (2 Ped 1:19-21).
* El espíritu humano (Ezeq 13:1-6, Jer 23:16-40).
* El espíritu demoníaco (Mat 24:24, Hch 17): el origen de todos los problemas relacionados con la profecía.


FALSA AUTORIDAD ESPIRITUAL.
Mat 24:24, 2 Cor 11:13-15, Sant 2:9, Apo 6:14: falsos cristos y/o falsos hermanos.
Falsos profetas, falsos maestros, falsas doctrinas (Hch 20:29-31).
* 1 Rey 22:21-22: espíritu de mentira.
* Hch 16:16: espíritu de adivinación.
* 1 Jn 2:27: falsa unción.
* Isa 44:25, Mat 7:21-23, 24:24, Jer 23:1-17: falso poder; adivinación y señales engañosas.
* 2 Ped 2:1-3: niegan las verdades fundamentales de la fe.
* 1 Rey 17: distraer la atención de las personas de Dios y atraerla hacia ellos.
* Deut 18:15-22: crean en las personas dependencia hacia ellos.
* Mat 7:15-28: manifiestan un supuesto poder, pero no frutos.
* Jd 4-19: falsas motivaciones.



PROFETAS VERDADEROS Y ENGAÑOS SATÁNICOS.
A través de diferentes "puertas" (lugares de autoridad) en la vida de un profeta verdadero, el enemigo puede operar y engañar.
* Ira, falta de perdón, amargura (Efe 4:26-27, 2 Cor 2:9-11).
* Lujuria, inmoralidad sexual, perversión (1 Cor 5:5).
* Odio y violencia (Luc 9:54-56, Jn 8:44).
* Envidia, celos y ambición personal (Sant 3:13-18, 1 Sam 18:8-11).
* Ocultismo, manipulación, control (Lev 19:31, Deut 18:9-13, 16:16-18).
* Codicia e idolatría (1 Cor 10:6, 18-22, Col 3:5,Apo 9:20).
* Blasfemia (1 Tim 1:20).
* Jer 17:9 (contaminación personal).
* Sal 37:4, Rom 8:5, Mat 7:21-23: (motivaciones equivocadas):
* Algunos deseos peligrosos:
* Jn 5:37, 44 (deseo de sobresalir).
* Mat 7:3-5, Sant 1:20 (crítica y temor).
* Falta de intimidad.
* Presiones culturales.
* Gal 1:10 (presión de las personas, presión interna por agradar a las personas).



PROFECIA MOTIVACIONAL: PROFETIZAR DE NUESTRO PROPIO ESPÍRITU O DESEO.
Deut 18:22, Jer 23:16, Jer 14:3, 16: ídolos en sus corazones representan motivaciones erradas.
* Col 3:5, Ezeq 13:1-16.
La responsabilidad del profeta y el objetivo de la profecía es llevar a las personas a Dios, a la dependencia de Dios, a los planes que glorifiquen a Dios, no a sus propios caminos, ni a la dependencia de otras cosas y personas: "profecía motivacional".
Toda profecía debe ser juzgada, incluso las nuestras, juzgarnos a nosotros mismos, juzgar nuestras profecías.



PALABRA DE CONOCIMIENTO POR ADIVINACIÓN.
Hch 16:16-18: hay una diferencia entre el don del Espíritu Santo y el espíritu de adivinación.
Num 22:18: no debemos intentar hacer lo que Dios no esté haciendo.
Un espíritu de adivinación atrae la atención y la gloria para sí mismo.
Aparta las personas de la dependencia y confianza en las Escrituras con relación a la dirección y alimentación espiritual.



FALSA PROFECÍA.
* Iglesias turbadas: anatemas (consagrados a la maldición de Dios y a la destrucción) adentro (Josué 7).
* Manifestaciones sobrenaturales: en toda manifestación sobrenatural debe ser probado:
A) El espíritu que está operando (1 Jn 4:1);
B) Los dones de la persona, (Mat 7:15-20) y
C) El mensaje que se está dando.


FALSOS PROFETAS (1 Jn 4:1-10):
Características:
* No confiesan que Jesucristo es el Hijo de Dios, que vino al mundo en cuerpo humano.
* Hablan del mundo y el mundo los oye.
* No nos oyen (a los de Dios).
* No hay amor hacia los demás.
* 2 Tes 2:10-12: son engañados.
Deut 13:3, Mat 22:29: no importa cuantas señales y maravillas hagamos, si caminamos fuera de la Palabra tendremos problemas; necesitamos conocer la Biblia, relacionarnos con ella, estudiarla, memorizarla y vivirla.
Jesús habló de dos cosas que nos llevan al error: no conocer las Escrituras y no conocer el Poder de Dios.
Profetizar por orgullo: el "yo" es mayor.

07 Abr 2008
Referencia: Ministerio.