Estudio Bíblico

Inicio > Estudio
Ministerio Reyes y Sacerdotes - Guatemala

El tiempo de las naciones.



EL TIEMPO DE LAS NACIONES.



Joel 3:9-15.
Este es un tiempo de guerra, en el cual los valientes van a arrebatar el Reino de los Cielos (Mat 11:12).
Dios está convocando y seguirá convocando aún en mayor medida, de todas las naciones, a los fuertes de ellas para librar esta batalla.
El propósito de Dios no es solo redimir personas, sino también naciones, la creación entera (Rom 8:19-21).
Necesitamos re-entender Jn 3:16; la palabra mundo en griego es “cosmos”, todo lo que existe, la creación entera.
La mayor responsabilidad es nuestra, de cada uno de los hombres y mujeres que Dios ha despertado para este tiempo en esta nación (Mat 28:18-20, Mat 16:15-18). Es curioso que ambos pasajes están antecedidos por un versículo donde se menciona la incredulidad y la duda de los discípulos.
La mies ya está madura para recoger la cosecha, hay que meter la hoz y trabajar en recoger la cosecha (Mat 9:36-38).
Somos la respuesta de Dios a la petición de Jesús.
Somos la respuesta de Dios para nuestro país y para el mundo.
Somos la respuesta para toda la gente que está sufriendo enfermedad, pobreza, persecución, injusticia, violencia, etc. (Sal 33:12).
Somos la forma que Dios designó para bendecir a nuestras naciones. Por amor a Dios y a ellas, no podemos callar (Prov 11:30-31, Est 7:6, Est 4:13-14).


Establecedores del Reino.

Efe 2:10:
• Hechura de Dios.
• Formados en Cristo Jesús.
• Para buenas obras:
o El programa de Dios.
o En todas las áreas de la vida.
o Para que nos vaya bien.
o De menos a más (Prov 4:18).

Gen 12:1-3 (Gal 3:13-14).
Somos de bendición para el mundo.
Tenemos algo que el mundo necesita con urgencia.

Jer 1:4-10 (Mat 28:18-20).
Que nuestra boca sea llena con la Palabra del Señor.
Para destruir las obras del diablo y establecer las obras de Dios.
Rom 8:19-21: redimir toda la creación al plan original de Dios.
2 Cor 10:3-6, Efe 3:8-13: dar a conocer al diablo la sabiduría de Dios.
Efe 1:9-10: que todas las cosas estén bajo el gobierno y la dirección de Cristo.

2 Cro 7:14.
Sanar nuestra nación.
Para eso es que Dios nos hace de bendición para todas las familias de la tierra y para ello Dios nos dio una boca y nos llena con Su Palabra.
Apo 1:5-6, Apo 5:9-10, 1 Ped 2:9: nos hizo reyes y sacerdotes para reinar en el cielo y sobre la tierra.
2 Cor 5:17-20: somos ministros de la reconciliación.
Mat 6:9-10, Jer 15:19: para que el Reino de Dios se establezca y Su voluntad sea hecha en la tierra (ejemplos: José, Daniel, Nehemías, Ester, Josué, Jueces, David, etc.).


30 Ene 2009